Reclamos de reembolsos alterados permanecen en la lista de la “Docena Sucia” de estafas tributarias para la temporada de impuestos de 2016

IR-2016-18SP, 8 de febrero de 2016

WASHINGTON — El Servicio de Impuestos Internos (IRS) advirtió hoy a los contribuyentes a estar pendiente de los preparadores de impuestos sin escrúpulos que imponen reclamos alterados en las declaraciones de impuestos. Esta estafa se mantiene en la lista anual de las estafas tributarias conocidas como la “Docena Sucia” para la temporada de impuestos 2016.

"Tenga cuidado con preparadores de impuestos que promocionan reembolsos extravagantes basados en beneficios o créditos tributarios de los cuales usted nunca  ha escuchado o no calificó para reclamarlos en el pasado,” dijo el Comisionado del IRS "Los contribuyentes deben seleccionar a preparadores de impuestos que presenten declaraciones de impuestos precisas”.  

Copilada anualmente, la “Docena Sucia” enumera una variedad de estafas comunes que los contribuyentes pueden encontrar en cualquier momento, pero mucho de estos fraudes aumentan durante la temporada de presentación de impuestos cuando las personas preparan sus declaraciones o contratan a alguien para que les ayude con sus impuestos. 

Estafas ilegales pueden dar lugar a multas e intereses significativos, y posible procesamiento criminal.  La División de Investigación Criminal del IRS trabaja en estrecha colaboración con el Departamento de Justicia (DOJ, por sus siglas en inglés) para acabar con las estafas y enjuiciar a los criminales detrás de estas. 

No Caiga Víctima de promesas de Reembolsos Inflados

Los estafadores con frecuencia se hacen pasar por preparadores de impuestos durante la temporada tributaria, atrayendo a las víctimas con la promesa de grandes reembolsos de impuestos federales o reembolsos que, en primer lugar, los contribuyentes nunca soñaron que se merecían.

Los estafadores usan folletos, anuncios, fachadas ficticias en el exterior de las tiendas e incluso corren la voz para lanzar una amplia red para atrapar a las víctimas.  Incluso pueden correr la voz a través de grupos comunitarios o iglesias donde la confianza es alta.  Los estafadores se aprovechan de las personas que no tienen un requisito de presentar impuestos, tales como las personas de bajos ingresos o personas mayores.  También se aprovechan de las personas que no hablan ingles, que pueden o no pueden tener un requisito de presentar una declaración.  

Los estafadores construyen falsas esperanzas para engañar a la gente y hacer reclamaciones por descuentos ficticios, beneficios, o créditos tributarios.  Ellos cobran una cantidad significante de dinero por ofrecer malos consejos.  O pero aún, presentan una declaración falsa a nombre de otra persona y esa persona nunca sabe que un reembolso fue pagado. 

Los estafadores también hacen víctimas de personas con un requisito de presentación y que se les debe un reembolso prometiendo unos reembolsos alterados basados en beneficios ficticios del Seguro Social y los falsos reclamos por créditos de educación, del Crédito Tributario por Ingreso del Trabajo (EITC, por sus siglas en inglés), o el Crédito de la Oportunidad Americana, entre otros.   

El IRS a veces se entera de las estafas por las mismas víctimas que se quejan de haber perdido sus beneficios federales, tales como los beneficios del Seguro Social algunos beneficios para veteranos o beneficios de viviendas para personas de bajos recursos.  La pérdida de los beneficios fue resultado de las falsas reclamaciones que fueron presentadas al IRS proporcionando cantidades de ingresos falsos.   

Mientras que preparadores de impuestos honestos les proporcionan a sus clientes  una copia de la declaración de impuestos que han presentado, a las víctimas de estafas con frecuencia no se les da una copia de lo que fue presentado.  Las víctimas también informan de que el reembolso fraudulento se deposita en la cuenta bancaria del estafador.  Los estafadores deducen una “cuota” grande antes pagarle a las víctimas, una practica no utilizada por los preparadores de impuestos legítimos.

El IRS recuerda a todos los contribuyentes que son legalmente responsables de lo que esta en sus declaraciones de impuestos, incluso si fue preparada por otra persona.  Los contribuyentes que son víctimas de estas trampas pueden llegar a ser penalizados por presentar declaraciones falsas o por recibir reembolsos fraudulentos. 

Los contribuyentes pueden ayudar a protegerse así mismos investigando un poco antes de seleccionar  a preparadores que ofrecen reembolsos que suenan demasiados buenos para creer.

Comience con el  Directorio público de preparadores de declaraciones de impuestos y ciertas calificaciones. Esta herramienta (en inglés)  le puede ayudar a encontrar un preparador de impuestos con las calificaciones correctas.  El directorio es un listado de búsqueda que pone en orden y ofrece los nombres de ciertos preparadores registrados con el IRS.  Este incluye el nombre, ciudad, estado y código postal de:

  • Abogados
  • CPAs
  • Agentes Registrados
  • Agentes Registrados de Planes de Jubilación
  • Actuarios Registrados
  • Participantes del Programa Annual de la Temporada de Impuestos

También revise el historial del preparador.  Consulte con el Buró de Mejores Negocios local (BBB por sus siglas en inglés) sobre el preparador.  Verifique si los preparadores registrados han sido sometidos a acciones disciplinarias así como el estado de las licencias de preparadores con credenciales.  Para los contadores públicos certificados, verifique con el consejo estatal de contabilidad.  Para los abogados, consulte con el colegio de abogados del estado.  Para los agentes registrados, visite IRS.gov y busque “verificación del estado de agentes registrados” (en inglés) o visite el Directorio

Para obtener consejos adicionales sobre cómo seleccionar a un preparador de impuestos, comprender las diferencias entre las credenciales y calificaciones, investigar el directorio del IRS de preparadores y aprender cómo levantar una denuncia sobre algun preparador de impuestos, visite /chooseataxpro (en inglés).

Suscríbase a los consejos tributarios y notas de prensa del IRS en español